martes, 28 de enero de 2020

Crowfunding inmobiliario: ¿el futuro de la inversión?


El incipiente mercado de la financiación colaborativa ha renovado los sistemas de financiación del mercado de la vivienda, permitiendo poner en marcha proyectos sin necesidad de la intervención de un banco. De hecho, ahora cualquiera puede invertir en ladrillo desde muy poco dinero gracias al crowfunding.


¿Qué es el Crowfunding?

El crowfunding o micro-mecenazgo, en castellano, es una red de financiación colectiva, normalmente online, que a través de donaciones económicas consiguen financiar un determinado proyecto a cambio de recompensas. Es un sistema de inversión dirigido principalmente a micro inversores, aquellos que no quieren o no pueden permitirse destinar grandes cantidades dinero a inversiones.

Destaca su especial aceptación en el sector tecnológico y artístico, pero su gran aceptación ha hecho que se extienda a otros sectores, como el inmobiliario.


Crowfunding inmobiliario

La compra-venta y/o alquiler de inmuebles ha sido siempre un mercado acotado a empresas o personas con grandes recursos económicos. Gracias al sistema crowfunding esto ha cambiado. No hace falta ser una gran empresa inmobiliaria para poder invertir en el mercado inmobiliario a gran escala.  A través del crowfunding se ofrece la posibilidad de que pequeños inversores accedan al mercado inmobiliario.

Las pequeñas inversiones de muchos micro-inversores hacen posible la financiación de proyectos inmobiliarios, de los cuáles se espera sacar rendimientos más altos que los que ofrece actualmente el sector bancario para las partes implicadas: promotores inmobiliarios e inversores.

Las plataformas de crowfunding inmobiliario son un claro ejemplo de la evolución del sector.



Para participar en un crowfunding inmobiliario es básico tener unos mínimos conocimientos económicos, del sector y de la legislación que rige este tipo de negocios. Es importante conocer bien todas las variables que van a condicionar el éxito de la inversión porque, como en toda inversión, el crowfunding inmobiliario también implica un riesgo, sobre todo si el mercado cambia y empieza a bajar.

Todos los riesgos pueden verse minimizados actuando con precaución y eligiendo bien la plataforma inversora que gestionará tu dinero. Existen infinidad de plataformas online de crowfunding: Hoursers, StockcrowdIn, Urbanitae y PeerBrick entre otras; cada una con su modelo de negocio y de inversión, y con sus costes. Es importante saber que, si se accede a través de estas plataformas dedicadas a la financiación participativa de la compra o promociones de inmuebles, ésta debe tener la autorización la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores) para operar con las mayores garantías posibles.

La práctica más extendida en proyectos de crowfunding inmobiliario consiste en la adquisición de inmuebles, para reformarlos y venderlos posteriormente a un precio revalorizado. El micro inversor decide el tipo de activos en los que invertir, la cantidad, y el tipo de oportunidad u operación (Préstamo participativo tipo fijo, variable, Equity, Ahorro, Inversión, etc…). Por ello, debe confiar en las plataformas que se dedican a gestionar estas inversiones antes de tomar dicha decisión. Parece sencillo pero, como toda inversión en general y en el sector inmobiliario en particular, el hecho de participar en un crowfunding inmobiliario conlleva sus riesgos:
  • En el proceso de reforma, la propiedad puede depreciarse, lo cuál afectaría directamente al resultado final de la inversión.
  • Durante el desarrollo del proyecto no puedes contar con el dinero invertido. Es una inversión inmovilizada.
  • Pueden surgir numerosos imprevistos que ralenticen el proceso o lo compliquen: licencias, accidentes, decisiones administrativas…
  • Inviertes tu dinero en un proyecto sobre el que tienes poco o nulo poder de decisión. Es la sociedad que capta los fondos, la que tomará las decisiones sobre el proyecto, en base al plan de negocio establecido, y las situaciones que se vayan encontrando.

En estos momentos, cualquier persona puede invertir en el mercado inmobiliario y hacer que sus ahorros crezcan a medio y largo plazo asumiendo los mínimos riesgos posibles.

Ahora que ya sabes en qué consiste el crowfunding inmobiliario y tanto sus principales riesgos como sus beneficios, debes recordar que, al fin y al cabo todo dependerá de la plataforma elegida, así que esta deberá ajustarse a las necesidad de cada inversor.  


No hay comentarios:

Publicar un comentario